Page 1 -
P. 1

Bea:

                                                ¿Conviene modificar el borario
                                                *laborar?
                                                           El mundo de boy .••

                                Organo deA. C.  Tríptic a l'Estany .• Acción edu.
                         Local y Comarcal
                                                *cativa. La "-irgen. Bañolas y el

                                                Mona~terio .•. Opio,..• Anecdota ...

                                                *rio bañolense. Atalaya de Arte I

                                                *y Lelras. Deportes. * Ventana

                         AÑO XI  NÚM. 121       local. • Ecos de la Comarca.

BA"Ñ"OLAS, . JUNIO 1956

                         PRENSA

         Al afjcionada al fútboJ no le faItan ciertamente buen número de publiGlICÍO-

ranes especÍalizadas en los deportes que le mantienen B1 corrien te, no solamente

de la mareha genel"al de su c!epoï'te favorit~ en nuestro pais y en todo el mundo,

sina de los detalles part jeu/ares de su club predilecta e inclusa de los mas nimios
iietal1es de la persona, vjda y obras, de sus jugadores pl1eferidos. Y no presuma Vd.

de aficionada al fútbo] sí no CO,noce al dedillo fodos les detalles técnicos y pal'tieu-
                          ,.

¡ares de un club ~ de cuantos le Gomponen.
          De semejante manera, para 'que el perfecto; afÍC;ionado al cine pueda estar. Ha

1a page" estan en cirG:ulación un sin fin de revÍstas y perÍódicos que le informaran
de iode cuanto acontece en los estudios y fuera de ellos y de to dos les detalles pu~
blirables y n.o_publicables de los astros y estrellas del séptimo arte. Y Vd. De puede
presumir de aficionada al cine si no sa be decil' con exactitud todos los detalles del
rodaje de cualquier pelicula de éxíto, ampliados con refereÏlcÍas pel'sonales de

 Cl1antos en la misma intervinieron.
         Yasi sucesivamente, para los aficíonados a cualquier especialidad determi-

 nada, salen a la luz abundantes periódicos y revistas que le mantienen al corriente
 de toda cuanta mas· o menos directamente tiene relacien con ella.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                      r

          Natura/mente, todas estas revistas y periódicos fienen su pública que paga
 sus buenas pesetas por elIas y encuentra sus buenas horas para dedícarse, no sQ]a-

 mente a su lectura sinó a aprendérselas de memoria.
          ¿No ha pensado Vd. nunca en lo que r:endiría el esfuerzo de memòria que se

 aplica para retener datos a bsurdos de cÍne o fútbol, por ejemplo aplicado a retener

 conocim ien tos útiles?
          Hay personas que si en lugar de aprenderse. nombres de arttstas de cine

 hubieran apnendido voces del vocabulario inglés, por ejemplo, hoy conocerÍan la

  Jengua de Shakespeare a la perfección.

          Si la mitad ·solamente del interés qU€7despiertan estas lecturl1s se destinara
  a la lectura de Buena prensa, en el sentido cafólico de la palabra, se lograrían ¡ru-
  tos copiosisimas en orden (} la formación de mentalidades y revÍfaUzación de

  nuestra r-eligÍosÍdad,

           Ray que confesar que, la maY0l'ia de las veces no prestamos la mas mínima
  afención a la prensa auténticamente católica. Y no nos vale la excusa de una su-
  puesta inferÍoridad técnÍca de la prensa confesÍonalmente céltólica en relación con
  la otra, por Guanto se editan revistas y foIletos que sin exageración podemos caIifi-
  car de excelentes en fodos los sentidos y que, de contar con el apoyo de fados los

  que nos llamamos católicos serÍan jnsuperabls~ .
           ¿Por qué cuando Vd. compra una revista, "siquiera sea para pasar eI rato"

  en el tren, en su casa adonde sea, no se preocupa de comprar una publicación ca~

   tólica? Con ella saldria Vd. beneficiada espiritualmente yeumpliria con un deber

   moral.
   1   2   3   4   5   6