Page 1 -
P. 1

Año VI 3.^ época                                      GRANOLLERS, 5 MARZO 11922                         Núm. 7

                                                                                                                                                                            iwi

                         ÓRGANO DE LA COALiCiÓN LIBERAL DEMOCRÁTICA

Húmero suelto, 15 cís. ^ a l d r ó l o s l i o o i i M á o s Trimesíre, fso pías.

Los trabajos insertos en este periódico, se publican     Redacción        Administraciíón Anuociog a precios conveodoeales
  bajo la exclusiva responsabilidad de sus autores    Calle de Cerró, 96
                                                                          Calle Clavé, 2 5 : Imiprenta  No se devuelven los originales

                                                                                                        lo que había de ser un estallido popu-

                                                                                                        lar a la luz del día. ¿Es la presencia

                                                                                                        de los marinos ingleses? ¿Quizá el

                                                                                                        propósito de una nueva maniobra in-

  El nacionalismo orgánico repre-                       Se pretende zaherir a un ministro               ternacional, como aquella famosa de
sentado por la «Lliga Regionalisía»                   por su conducta, que los nacionalis-              Versalles con motivo de la Confe-

quiso envolverse con una piel de tas consideran contraria a las aspira- rencia de la paz?
león para asustar al gobernador; ciones de las corporaciones jurídicas Hasta ahora hemos presenciado
pero, por el pico, las patas y la cola, se caíalanas, y, en cambio, no se puede débiles chispazos y contradictorias
advertía la urraca, cazadora furtiva censurar la pasividad de otro minis- manifestaciones. Mientras un diputa-
                                                      tro, que se ha cruzado de brazos an- do del montón se permitía en la Man-
de cuanto se cría a ras de tierra.
Era impropio el disfraz no habien- te una corriente de opinión producida comunidad determinadas palabras, el
do llegado todavía el Carnaval, De por iniciativa de sus propios amigos. presidente de dicha corporación, des-
ahí que el ridículo acompañase el Los hechos revelan, o que existe un pojándose de su investidura de leader
ataque y convirtiese en grotesca la divorcio entre Cambó y su partido, nacionalista, brindaba por el Rey
                                                      o bien que éste ha querido represen- jorge. Los nacionalistas de la«Lliga»,
retirada.
Pero llegaron los Carnavales y se tar una de tantas farsas, a las que después de dedicar un número de
quiso realizar una mascarada con el tan acostumbrados nos tiene, a fin «La Veu» al alcalde de Cork, esti-
pretexto de la reforma del Reglamen- de entretener a la galería Esa es la man liquidada la adhesión a los irlan-
to para la provisión de riófarías. Na- consecuencia del debate político que deses, aunque amenicen con «Eís
da menos que se hizo salir a la con motivo de es'te asunto se produ- Segadors» los obsequios a marinos
Mancomunidad; al Ayuntamiento y jo en el Ayuntamiento a raíz de una británicos.
a la Diputación en calidad de organi- proposición de la mayoría de la «Lli- La política de la «Lliga» cada día
zadores de la mascarada. Nada tiene ga» para que la Corporación muni- resulta más intrincada y contradicto-
de particular que aquellas corpora- cipal expresara su satisfacción por ria. Pero, por algo nos hallamos en
ciones se ocupen en tales menesteres. la conducía observada por el decano pleno Carnaval, para ver cosas raras,
Después de recomendar sus presi- del Colegio de Notarios.                                               como las que se han venido suce-

dentes al Gobierno que resuelva en El concejal monárquico señor ba- diendo estos últimos días. Bien es
favor de los consejeros del Banco rón de Viver y el jefe de la minoría verdad que la atrofia ciudadana per-
de Barcelona el turbio negocio que radical, señor Moníaner, coincidieron mite que ¡a abyección pase por virtud,
están gestionando, nada puede sor- en censurar la conducta del Sr. Cam- y la claudicación sea respetada como
prendernos. El crédito de las corpo- bó y en proponer al Ayuntamiento un alarde de civilidad.

raciones populares barcelonesas ha que asilo hiciera constar. Desde aquel                               ÁNGEL PÍ?UNEDA

descendido tanto, qué ni recuerdo momento, los arrestos de la mayoría

quedan de aquellas actuaciones que en contra del centralismo se desva-

en siglos pasados les dieron gloria y                 necieron, y lo que antes se tenía por             A unces de plata,
prestigio.                                            eficaz y necesario, como era la pro-              unces de ploro!
                                                      testa iniciada por la Mancomunidad,
  Se dio aire a la protesta por lo de                 se convirtió poco menos que en una                   No poden avenir-se, e!s rcgionalisíes, amb
lasnotai-ías por iniciativa de aquellas               temeraria aventura que podía, de ex-              la derrota soferfa en nosírc disíricíe, i, com
corporaciones. Esta es la realidad,                   tremarse, echar por tierra todas las              sia que ella repercuteix en els veíns de Vich !
y cuando unas minorías consistoria-                   gestiones realizadas. Si rejas, ¿para             Caslelltersol, i assenyala d'üna manera molí
les exigen la máxima cooperación                      qué votos?, podríamos decir a los                 significativa l'avenir, per quan s'hagin de ce-
de los elementos nacionalistas inicia-                que comulgan en el credo naciona-                 lebrar noves cieccions legislatives, prepara e!
dores de aquella protesta, se hallan                  lista.                                            íerreny per a intentar un assait, quina consc-
con la sorpresa inexplicable de que

hay que poner sordina a ciertas ex* Llegados los Carnavales, la mas- qUéncia siguí el conquerir l'acta que íaní dig-

pansiones. ¿Qué política es ésta? carada no ha llegado a manifestarse. naítiení representa en les Corts espaiiyoles

¿Dónde está la seriedad de los ini- ¿Qué.ha pasado? Nadie lo explica nostre volguí amic Bn Francisco Torras

ciadores de la protesta?                              con claridad. El misterio ha envuelto Els scnyors de la Lliga van desorientáis
   1   2   3   4