Page 10 -
P. 10

Pdgina 118

              CINE                                                       TEATRO

                                    Está muy bien conseguida la          L O S INOCENTES D E LA MONCLOA. de José M.® Rodrí
                                    ansiedad en los más variados
                                    incidentes, manteniendo vivo         guez Méndez.
                                    el interés del espectador, gra-
                                    cias sobre todo a la buena in^       Otra presentación de un es- Ideal Superior. De no ser asir
                                    terpretación.
CenMura oficial:                                                         treno que debemos a la D i r e c de no saber aceptar esa lucha
                                    Jíaf^í^dt^a
programa autorizado mayores                                              tíva del Casino Unión Comer- y fortalecernos, mal vamosr
                                    IEn la misma línea del «de-
                                         sierto viviente» ésta cinta     cial, atenta siempre a ofrecer Quizás el autor haya dado utf
                                    nos muestra la fauna que pue-*
jÜd HúcUe de Us        maud^s       bla las grandes praderas de'         acuradas sesiones teatrales.     grito de alerta. Si nuestros in"
                                    sérticas que se extienden entre
3 Es una narración cinema-          el Missouri y las Montañas           Descorriéronse las cortinas telectuales del mañana se ape-
      tográfica de una despedida    Rocosas. A parte de un e s p e c
de soltero. Despedida que           táculo entretenido, es un mag-       de tan acogedor teatro, el pa- gan a ese materialismo, maT
reúne a cuatro compañeros,          nífico documental de altovalor
^res de ellos con esposa y el       pedagógico pleno de curiosi'         sado murtes por la noche, pa- parada vemos la consigna dt
«oltero con veleidades don-         dades y sorpresas.
juanescas.                                                               ra ofrecernos esta nueva pro- «un mundo mejor». Ahí queda

     £sta despedida sigue los                                            ducción taliesca.                ese toque de clarín para des-^
derroteros clásicos de esta
clase de celebraciones, y sirve                                              Es, la obra que comenta-     pertarnos de un largo letargo^'
al director Dclbert Man para                                             mos» de una crudeza atrevida,    y mostrarnos la faz descarna*
<Ubujar con trazos firmes la                                             con una critica social infre-    da, sin velos, —aunque nosfas^
personalidad respectiva de                                               cuente en nuestra escena. A      tidie—de la juventud actual.
quienes en ella toman parte^                                             pesar de ello, notamos cierta    Esas son las consecuencias
Personalidad» ambiente en                                                contradicción en lo que se pre-  que, creo yo, podemos sacaf
uros, más firme er otros, per^                                           tendía quizás y lo que se        de la obra.
que se transforma a medida
que avanza la francachela. Hay                                                                            La carpintería teatral, eS'
8U moraleja al final» que el
director se encarga de subra-                                            S u autor la presenta como precisa y ágil en el primer ac'
yar^
                                                                         un canto a la juventud «uni- to# bajando de ritmo en el se-

                                    Cmsnra oficial :                     versitaria», A mi juicio, como gundo y tercero, coatrastanda

                                    Programa autorizado mayores          «canto», le encuentro bastante notablemente lo jocoso de utt

                                    Más fueUe  que                       tdesafinado>.                    principio con el—casihistériccr

                                                                         Porque no quiero creer en —patetismo del tercer acto.
                                    ta i/ida        ^ f^»                ese patético inconformismo de Asimismo hubiéramos agrade"

                                    Sin crítica en nuestros ficheros     nuestros intelectuales del fu- cido al autor menos «argot''

                                    TAoiedeaM                            turo y quizá el autor, haya e- estudiantil, si bien nos gustó-
                                                                                                          la dialéctica concisa sin floreo^
jíof  indwnaUct                                                          xagerado un tanto la nota*
                                    Q La base de la película és la       La lucha por la vida, está innecesarios,
3 Es un grupo de foragido»          " actuación de un apodera-                                            Luis Torner, magnífico de'
     que opera en las monta-        do, abnegado y capaz de to-          latente desde la creación de
fias de Wyoming y cuyo cuar-        dos los sacrificios en bien del      de ella misma. Y no quiero facultades interpretativas. Na-
t e l e s un hotel garito que rige  torero que representa. Lásti-        creer en ese desaliento, ese talin Randal, ajustó su perse
una bella mujer. Las clásica»       ma que la novedad del guión          materialismo vacuo de que naje con exquisita corrección.
luchas, y los no menos clási-       no se haya aprovechado y la          hacen gala los personajes de Julián Mateos, mejor al final y
eos tipos, buenos, malos, etc.      cinta no esté conseguida, a pe-      la obra y que pretenden ser el resta, cumplió sin exceder-
                                    sar de la b u e n a interpretación.  una representación de nnes^ se, mostrando la actriz Josefi-
                                                                         tros universitarios. Precisa- na TapiaS/ resabios de vit ja es^
                                    APRENDICES para el taller,           mente acude a mi memoria u- cuela de dificil entronque coa
                                                                         na frase acertadísima = «La vi' la naturalidad de los demásr
                                    se precisan en
Censura oficial %                           P E YTOIC                    da es cosa seria, asaltémosla             Juan Bautista

Programa autorizado menote»         Carretera de Barcelona, esqui-       con alegría», no con ese fata'
                                    na a Melió.
                                                                         lismo, plasmado en la pioduc-    Salún-Cafetería Casino
                                    BUENAS OFICIALAS SAS-
jía India en     íiamas             TRESAS Y MODISTAS se                 ción que comentamos- La lu-      Domingo, 26 de marzo, a l a s ^
                                    precisan para confección fina        cha «sorda, como en las trin-    de la tarde. CICLO ANTOLÓ'
2 Para salvar la vida de un         en domicilio con trabajo fijo        cheras», se dá en cualquier      GICO DEL JAZZ, tercera se-
     príncipe heredero de un                                             clase. A diario una multitud de  sión, organizado por CLUB
                                    todo el año.                         gentes, con menos cultura, s e
Bstado, se oróaniza la huida                                             portan esa lucha en iguales         DE JAZZ VILAFRANCA.
que protegen ua valiente ca-                TEYTON                       condiciones o peores que la      DANIEL CARBONELL, reali-
pitán y una bella enfermera.                                             juventud estudiantil. Precisa-   zador del programa «Jazz Es-
                                                                         mente, en esa lucha, espera-     t u d i o de Radio Barcelona,
      Vinos de M e t a y            Champa^^nc                                                            disertará con ilustraciones mu-
                                                                                                          sicales sobre «Blues moderna
k CAVAS HILL                                                                                              y el mito del Funl£y>.
                                                                         mos fraguar nuestro espíritu

                                                                         para redimirnos de nuestras      JAM S E S S I O N

                                               Teléfono 92               miserias/ romper con el mate- Entrada libre. La conferencia

      Moia - Panodéft                                                    rialismo y elevarnos hacia un    empezará puntualmente.
   5   6   7   8   9   10   11   12