Page 5 -
P. 5

-331-

LJ ,                                                             las I•S•O e s

       Teh~ u Id Ypredicad atodas las naciones
          Un po
                     Hecieu tem eute hemos recibido esta carta del Rdo. P. Fran-                Con estas palabra s indi có cla ramente Je sucristo su volun-
       espuñ tt-                                                                          tad de qu e se ll eva se la Buen a ueva a todos lo s confin es del
       señor (/s-    cisc o F igue ra, S. .J. residente en Ahmedabad (India), misión de   Orbe, y desde entonces, em pezand o por los tiempo s apost ólicos
                                                                                          ha sta nu estros días , n o han fal tad o h ombres abnegad os y vale-
       ca GÓI 00-    San Alejo que patrocina la Juventud Femenina de Acción Ca-
       m inie ca-
)      rio A rico    tólica de esta Villa:                                        '

                     Mis bu enísimas bienhechoras: Ni por un momento crean que
       de Jrtg Las he olvidado! Cada día me revisto el alba que ' Vds, me regala- ro sos que haci éndose. eco d e las pa la bras del Divino Mae stro,
       ( In do :), ron y ¡cóm o podría olvidarlasl                                        no han dudado en aband on ad o todo para la conquisto de las

,      ha si 10-     Para qu e se animen en su campaña y tengan de qué hablar alma s, llegand o mu chas veces tras un a vida d e sacrificio al de-

       mavid -el
       Go bi de en su Se cción Mision a l antes del Domingo de Misiones les pongo rrami en to d e su sangre generosa.

                                                       estas líneas.                      El gran desarrollo mision al empieza con los de scubrimi en-

                                                          Aquí estuvimos algo tur-        to s de nu evas tierras en los siglos XV y XVI, Yva aum entan do
                                                       bados y rogando a Dios y
                                                       haciendo rogar los niños y         a m ed ida q ue se e us uuchan los horizontes de ti erras habitabl es
                                                       niñas de la Misión para que        y los m edios de co m unicación.
                                                       Dios N uestro S eiior castigase
                                                       y humillase a unos malos                 Los misioneros son la avanzadilla de la Igl esia y de la Ci-
                                                       paganotes qu e en pública
                                                       escuela del Gobierno aver-         viliza ció n en todas par tes. Han oído la llamada de Cr isto y a-

                                                                                          brasad os en am or a D ios y al prójimo se han lanzad o en te r a-
                                                                                          m ente a la lu cha.

                                                       g onzaban a mis niños por          Pero ente udámos lo bien, este espíritu de abn e ga ci ón por

                                                       ser ca tólicos y hasta llegaron la s almas n o ha de se r ún icamente privativo de lo s mi si on eros,

                                                       a int entar qu e los padres ni el problema misional algo muy lejano y ajen o a nosotros.

                                                       -paganos- de esos niños            Somos católicos, que qui ere decir universales, y a todos n os in-
                                                       los hicieren apostatar. .d mi      cumbe , desde nu est ro lu gar, coadyuva r a la inm en sa y s ub lime
                                                       1IIe in/armaron algo tarde,        labor de ex te nde r el rein ad o d e Cristo por todo el mund o . ¿Es
                                                       cuando y a Los Tll,a) ores , y     qu e pod em os se n tirnos indifere ntes ante tantos hermano s nu es-
                                                       Cougregani es habían. hecho        tros redimi d os co n la Sa ng re del Cordero que no cou ocen a
                                                       aquel acto de je pública y         Jesús, q ue no in vocan como Madre a María? ¿No no s a vergon-
                                                       aquella valentía de enfren-
                                                       tarse 'con los ricos y ha cen-     zarem os si carga mos la generosidaJ de los misioneros co n nu es-
                                                       dados del pueblo y en viarles
                                                                                          tra mezquin dad y egoís mo?

                                                       a paspo. I!.'I h echo es que eso   T res med ios te nemos a nuestro ulcauce para ayuda r a las

                                                       se hizo com o yo siem p re es- mi si on es: la o rac ió n, .arma poderosísima e imprescin diLl e , de

                                                       p eré de. ,m i s p equ eños y la cua l nadi e puede ni debe excusarse; el sacrifici o, tun vali oso

                                                       grandes.                           ant e Dios; y la li mosna pequeña o grande, según la s posibili-

                                                       Na tu ralmen te que y o tom é dades de cada cua l, d ad a con todo el corazón .

                                                       cartas en el asunto, y como              Quiera Dios qu e ma ñ a na al paso de la simb ólica caba lgata
                                                                                          que 1I0S tra erá el recuerd o de los 1.400 millones de infi eles que
                                                       y a llevo 14 años de jugar a       hay por el mundo y de la s ta reas de los miaioueros , arda nu es-
                                                                                          tro corazón en ansias de más almas que glorifiquen a Dios y al-
                                                       esas cartas, hicimos algo.
                                                       Ahora es como si dijéramos
                                                       «J auj a» ir a aquel pueblo

       Frci« la do n de 1Ii las mujeres ni los ch icuelos me gritan () insultan.          cancen eterna bienaventu r anza. Y 110 olvidemos que qui en

le « () ¡ Va-        Los otros pueblos van tirando, gracias a Dios ya sus oracio- salva un alma, tiene la suya asegurada.
       ciom La
11     L egio Ha-    n,es de Vds. .                 ,                                                                                   M. T.

1-     llan su       E L día de S an ta 1 eresa pienso ofrecer la Misa por Vds.

       valer eji-    He leído X leo con gusto sus cartas .y la de Pepita Ho vira,

D      caca: bor     que g uardo com o recu erdo de su gran caridad con nosotros.         a los flancos, mientras el e nem igo , mefistofélicamente, se fro-
       en, ,la lea-        Huy les pu edo escribir pues me gusta estar sentado después    taba las manos.
 r     CLOII ' te-
a                    de dos días de bicicleta,
                     rS u lúden me al Iido, Cura-Párroco los Vicarios de la Parro-
       rrite:                                                                             Hasta por egoísmo , po r sentido e i n t uición de la estra te-

   e quia cuyas ru an os beso.                                                            gia, es preciso cambia r de postura. A la Ig lesia n o le interesa

       H ido         De Vds, agra dec ido cap ellán,                                      detenerse , sin o ca mi n ar, en tre el acoso impotente d e los e ne-

       p aro In a                                      FRANCiSCO FiGUERA, S. J.           migos que ladran a l a izqui er da y a la derecha . A la Iglesia le
                                                                                          interesa re editar el magn ífico gesto elegante de Je sús: cPa-
       un, ,a  di-                                                                        sando por medio de ellos, i ba », Ese cibat» del Cristo fí ico
               rce-
       CLOI/

       dario 10 -    ade mris, es lo única actitud eficiente , en última instancia . Du-  tiene su exa cta ve rsió n en el e euntes» del Cuerpo lUí tico, (Iue
                     ran te ba tante ti empo el capologetismo» ha privado en mu-          es gracia y elega ncia perenn e de la Igle ia, lo mism o en la on -
   .~  lleras trtz   chos secto res de la Igl esia de Dios; quizá por ello muchos vo-     risa transparente de San ta T eresita , q ue en el pie caminante de

       y el,/  ur-
               evo
       tira

         grup des-   rlun tariosos e ingen uos defensores de la Iglesia se detu vieron Francisco de Javi er.           lAVIER 1 fAnÍA ECHENIQUE

         tino /l a.  deuiu .a o Rerdier.o Cfl tie~ro en q, "8~ "t6ii~ g,~ til'Qteo

   "
   1   2   3   4   5   6   7   8